La acción eTwinning en el Conservatorio Profesional de Música de Zaragoza

La acción eTwinning en el Conservatorio Profesional de Música de Zaragoza

Francisco José Balsera, profesor del Conservatorio Profesional de Música de Zaragoza y embajador eTwinning, nos cuenta la experiencia de su centro en la acción eTwinning.

El Conservatorio Profesional de Música de Zaragoza está habituado a participar en proyectos europeos y desde hace cuatro años es centro de acogida para estancias profesionales de docentes extranjeros de Alemania, Austria, Bélgica, Francia, Italia, Países Bajos, Reino Unido, República de Irlanda y Suiza. Además, desde el curso escolar 2015-2016 se ha sumado a la acción eTwinning. El primer año fue de formación y establecimiento de los primeros contactos. A lo largo del segundo se han desarrollado varios proyectos, dos de los cuales han obtenido el Sello de Calidad Nacional.

Los proyectos eTwinning promueven el pensamiento crítico y la resolución de problemas, además de fomentar el diálogo, la observación crítica, la escucha activa, el aprendizaje por descubrimiento y la cooperación entre docentes y discentes. Además fomentan el crecimiento personal y colectivo mediante el desarrollo de competencias emocionales, como son el autoconocimiento, el autocontrol, la automotivación, la empatía y las habilidades de comunicación.

 En el curso 2016-2017 el Conservatorio Profesional de Música de Zaragoza ha participado en tres proyectos eTwinning y ha obtenido los dos Sellos de Calidad que solicitó. Los proyectos han sido:

  • Our European Christmas Tree (Sello de Calidad)
  • Be a buddy, don’t be a bully (Sello de Calidad)
  • Let’s communicate across Europe

 Durante el primer trimestre, los alumnos de Enseñanzas Elementales y primeros cursos de Enseñanzas Profesionales participaron en el proyecto “Our European Christmas Tree”, que se presentó con el vídeo siguiente:

https://www.youtube.com/watch?v=4Un3qdYCT9o

 La temática principal fue la Navidad en Europa. Los alumnos compartieron sus tradiciones y costumbres en torno a la Navidad y prepararon el envío de tarjetas postales navideñas a sus socios europeos con el fin de crear un “árbol de Navidad Europeo”. Las primeras tareas tuvieron como finalidad establecer un primer contacto con los participantes. Se utilizaron tableros electrónicos para que los alumnos se presentaran y se crearon vídeos sobre la historia, cultura y arte de nuestras ciudades. Posteriormente preparamos las tarjetas navideñas para enviar a los socios. Una vez recibidas las postales de los países participantes las expusimos en la planta baja del conservatorio. Además los alumnos escribieron textos breves en inglés sobre las tradiciones navideñas de sus respectivos países. Una de las tareas colaborativas fue cantar el villancico “Silent night”. Para ello, uno de nuestros alumnos de Enseñanzas Elementales grabó el acompañamiento al piano, que se envió a los socios en formato mp3. Con esta base musical nuestros socios europeos cantaron el villancico en su lengua materna y en inglés:

https://www.youtube.com/watch?v=bQariq88WXM

 El grupo de cuerda de Enseñanzas Elementales preparó una serie de villancicos para compartir con los socios:

https://www.youtube.com/watch?v=qc9CFflFGJg

 Antes de comenzar las vacaciones, los alumnos expresaron sus deseos para el Año Nuevo, así como las emociones que habían experimentado al recibir las tarjetas de los otros países. El proyecto continuó durante el mes de enero. Fue el momento de compartir lo que los alumnos habían hecho durante las vacaciones Navideñas y responder un cuestionario cultural on-line sobre los contenidos trabajados durante estos meses.

 Con el proyecto “Be a buddy, don’t be a bully” pretendíamos trabajar con nuestros alumnos más jóvenes un tema de gran importancia en los centros educativos: la prevención del bullying. Nos hermanamos con escuelas de Italia, Croacia y Grecia. El objetivo principal era que los alumnos fueran conscientes de las diferentes formas de acoso escolar y sus consecuencias negativas, y dar a conocer las líneas de actuación que pueden ayudar a resolver este problema. Los alumnos diseñaron el logo del proyecto, crearon un video para presentar sus ciudades, vieron varios cortos sobre bullying, respondieron un cuestionario sobre cyberbullying, elaboraron nubes de palabras y escribieron una historia de forma colaborativa, que quedó plasmada en una publicación virtual titulada “A new life for Sara”: https://www.storyjumper.com/book/index/39141366/Sara-s-adventures-

 Con el fin de enriquecer musicalmente el proyecto se creó la canción “Be a buddy, don’t be a bully”, que fue interpretada por los alumnos en una versión para instrumentos de cuerda y piano:

https://www.youtube.com/watch?v=pSva6f2D-Gg

 También se organizó un encuentro Skype en el que los estudiantes se presentaron individualmente y participaron en el concurso “¿Quién quiere ser un eTwinner millonario?” donde pudieron demostrar sus conocimientos sobre geografía, arte y cultura de cada país.

 El proyecto “Let’s communicate across Europe” formó parte de la programación de la asignatura optativa Inteligencia Emocional para músicos que se imparte en los cursos 5º y 6º de Enseñanzas Profesionales. Los alumnos utilizaron el inglés en situaciones reales con sus compañeros europeos (en esta ocasión de Francia y Polonia) para mejorar la comprensión tanto oral como escrita en este idioma. Los estudiantes se presentaron mediante nubes de palabras y crearon diversos pósteres para proponer ideas y argumentos para conseguir una Europa mejor. Los temas que se trataron fueron: liderazgo, educación, cultura, salud, medio ambiente y empleo. El enfoque general se hizo desde el ámbito musical. Así, se trató el liderazgo en el director de orquesta o en los grupos camerísticos, la educación y cultura musical, la salud en los músicos, la contaminación acústica o el empleo de los músicos en nuestro país. Con esta tarea se cumplió uno de los objetivos de la asignatura: promover las habilidades de comunicación. A lo largo del proyecto también se trabajaron los estereotipos europeos, la cultura en Europa y las preferencias musicales.

 Trabajar en un proyecto eTwinning es como trabajar en una gran orquesta. El director, como el docente, es un líder empático con el grupo que tiene a su cargo. Se trata de una persona que ejerce una dirección integradora, comparte sus emociones e ideas, y consigue que tanto los músicos como la audiencia se sientan a gusto y disfruten con el aprendizaje.

A continuación, se inlcuye enlace al artículo publicado sobre este centro educativo en la revista “Melómano” dedicada a la Educación Musical del mes de octubre.

Embajadores Entrevistas

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *